ESTO YA ES OTRA COSA, PERO POR FAVOR, CAMBIAD DE TRADUCTOR por Kash

Portada de LAS PUERTAS DE LA CASA DE LA MUERTE

Bueno, este libro me parece mejor que el anterior. Corrige algunos puntos débiles de la primera entrega, la mayoría relacionados con el ritmo e interés de las tramas; en este caso la trama principal es la historia de la cadena de perros que se plantea y resuelve muy satisfactoriamente.

La ambientación continúa el proceso de ampliación, resolviendo determinados interrogantes del primer libro -tampoco demasiados- y planteando muchos otros, como no podía ser de otra manera.

Con esta segunda lectura de Erikson he llegado a la conclusión de que el distanciamiento emocional y el retrato confuso de carácteres son rasgos endémicos del escritor. Si en estos libros hubiera un desarrollo de personajes como tal ganarían enteros para mi gusto; bueno, en este volumen hay tímidos intentos -Felisin -. Supongo que ya es pedir demasiado. El principal problema es que si no comprendo cómo es el personaje, no puedo comprender sus actos y sus decisiones, algo bastante fundamental para que disfrute con un libro. Y además, no basta con que me digan 20 veces 'Mappo e Icarium son muy amigos' si no me hacen 'experimentar' esa amistad como lectora.

Y por último, he odiado la maldita traducción. Sí, mucho vocabulario, ¿pero y la construcción de oraciones? Es excesivamente literal, las frases de los personajes, ya de por sí difíciles de entender, suenan forzadísimas (no paran de hacer declaraciones que nadie, nadie, nadie expresaría así), adjetivos que no pegan con los sustantivos y metidos con calzador y más cosas que me ponían muy nerviosa. Cada vez que hablaba Iskaral Pust me daban ganas de saltar la página.

Releyendo lo que he escrito parece que le estoy sacando muchas pegas al libro, así que voy a decir que, a pesar de todo, es bastante probable que compre el tercero. Lo que ya no tengo tan claro es si seguiré la serie traducida o en inglés.

Escrita hace 10 años · 4 puntos con 1 voto · @Kash le ha puesto un 6 ·

Comentarios