La casa de los espíritus por Shorby

Portada de LA CASA DE LOS ESPÍRITUS

Este es uno de esos libros que están pendientes en tu estantería por los siglos de los siglos y te dan una pereza horrible… sí, me pasa con Allende lo mismo que con García Márquez, que me cuestan lo indecible.

Y no por el tema del realismo mágico, ojo, me dan pereza, sin más.

Me animé por una lectura conjunta en instagram, siempre es mejor leer y comentar en compañía.

La historia nos lleva a Chile, y nos cuenta la vida y obra de los Trueba durante cuatro generaciones, terminando en los años 70, siguiendo los movimientos sociopolíticos del período poscolonial, teniendo especial protagonismo en el último cuarto de la novela, donde el realismo mágico se esfuma para meternos de golpe y sin calzador en un período oscuro de la historia chilena.

Nuestros narradores, junto con uno en tercera persona, son dos de los protagonistas, Esteban Trueba, personaje al que coges asco desde el minuto cero, y Alba Trueba, nieta del señor nombrado; no podrían ser más diferentes.

En la novela se tocan absolutamente todos los palos, además de los mencionados en cuanto a política, tenemos amor y desamor, idas y venidas familiares, diferencias entre clases sociales bastante marcadas, ideales de los de castillo de naipes de siete metros… y fantasmas.

Sin lugar a dudas, la parte que me ha flipado de la novela es su primer tercio, con diferencia, donde más realismo mágico encontramos. Y por supuesto, Clara. Personaje que me ha parecido especialmente egoísta, pero que se lleva la palma, siendo especialmente interesante para el lector y dejándonos momentos buenísimos –y horribles, junto con el cerdo de Esteban-.

Si bien empieza con muy buen arranque y con escenas para todos los gustos, llega un punto de la novela en que me cuesta la vida avanzar; sí es cierto que todos los personajes tienen mucha fuerza y están muy bien retratados por Allende, pero hay partes que se me han hecho muy cuesta arriba y me ha dado la sensación de que leía paja.

Entiendo perfectamente su éxito, pero creo que esta autora no es para mí… igual, volveré a intentarlo con ella, porque así soy (y porque tengo libros suyos por casa).

Sin embargo es un libro que recomiendo, aunque a mí no me haya calado hondo.

Desde luego, una de las sagas familiares por excelencia.

Tenemos la muy conocida adaptación cinematográfica, de 1993, dirigida por Bille August, con Meryl Streep, Glenn Close, Jeremy Irons, Antonio Banderas y Winona Ryder, entre otros.

Escrita hace 11 días · 0 votos · @Shorby le ha puesto un 6 ·

Comentarios