¿A QUIÉN TEME EL DIABLO? por Shorby

Portada de ¿A QUIÉN TEME EL DIABLO?

Empezamos con la presentación de “el Brujo”, o Patrick, nuestro protagonista, que tiene muchas peculiaridades, entre ellas un extraño don -además de padecer acromatopsia (ve en blanco y negro)- que iremos descubriendo a lo largo de la novela.
Gracias a algunas de ellas, colabora desde hace tiempo con la policía, ayudándoles a resolver determinados casos escabrosos, de los que por otro lado no se nos explica nada.

Tras su “percance” con el Escorpión –un criminal malo malísimo- y abandonar a Tricia –con la que tenía una especie de relación-, el Brujo decide irse soliplas a vivir a un faro abandonado, a estudiar bichos; sin embargo, un amigo, David, solicita su ayuda tras la desaparición de parte de sus compañeros de ONG, por supuesto, en extrañas circunstancias.
Así, vamos de cabeza a Panamá y según avanzamos tenemos algún salto temporal, volviendo al Bronx para acabar metidos en una espiral de corrupción y variedades que desde luego me han pillado de sorpresa.

Si bien el planteamiento me parece muy interesante y la narración es realmente fluida –además de plagada de diálogos que hacen aún más ameno seguir la historia-, tengo que decir que los primeros cuatro capítulos me han parecido una introducción en toda regla, no demasiado pausada y donde nos van soltando pinceladas de los sucesos, pero lo dicho.

Tenemos un libro muy entretenido, con partes contadas en flashbacks de lo más suculento, donde se van abriendo caminos llevándonos a una subtrama que se acaba alejando de la inicial, tomando prácticamente todo el protagonismo, dejándonos un giro brutal que en absoluto vemos venir y encima hace que nos quedemos con el culo torcido. Muy bueno.
Ojo, el que la historia inicial pierda ese protagonismo no me ha molestado, pero sí me ha parecido curioso tras leerlo… eso sí, llegamos al final y nos abofetea un “CONTINUARÁ” que tampoco me esperaba. No, no sabía que era una trilogía.

El caso es que se lee en dos tardes, tenemos personajes para todos gustos y colores, cada uno de ellos muy bien perfilado, incluyendo los que salen de pasadillo, lo que es de agradecer, siendo bastante sencillo visualizar muchas de las escenas descritas.

Ahora nos queda esperar a la continuación.

Escrita hace 3 años · 5 puntos con 1 voto · @Shorby no lo ha votado ·

Comentarios