REBELDES por Shorby

Portada de REBELDES

Siempre me han dado una pereza impresionante esas “lecturas obligatorias” del cole… ojo, no todas, que tuve grandes descubrimientos –véase “Leyendas” de Bécquer-; esta es una de las más típicas, al menos en los alrededores de mi generación.

El libro trata principalmente, como su título indica, la rebeldía –cómo no- en la adolescencia y los problemas que esto conlleva.

Se centra sobretodo en conflictos callejeros, en cómo conviven y sobreviven los chavales cuya vida social (o no) se centra en la calle.
Tenemos a Ponyboy, que nos relata el percal, un chico de quince años, de los del pelo largo y vaqueros desgastados, como el resto de su grupo de amigos. El chaval vive con sus dos hermanos, como son huérfanos han de cuidar de él, que es el más pequeño, cosa que no le resulta grata, sobretodo porque uno de ellos está especialmente pendiente de si es buen estudiante, se comporta bien y demás.
Está además el resto del grupo de amigos, que forman una pequeña familia, y a su vez pertenecen a los “greasers”, que son de los de la clase media-baja; los “hoods” sin embargo es como denominaban a los delincuentes juveniles; y por último están los “socs”, los ricachones. Bingo. Con estos últimos son con los que se llevan a patadas. Literalmente.

El meollo de la cuestión se da cuando Ponyboy y su grupo conocen a dos chicas con las que parece que se llevan bien, además una es el bombón por excelencia del instituto… pero mala suerte, es una “soc”. Drama de la vida.
Obviamente, se lía parda. Una cosa lleva a la otra y todo acaba en asesinato.
Pero ¡ah! El tema va a más, que queda mucho libro.

Es una lectura que básicamente nos inculca valores tan importantes como que la violencia no es la solución, que es algo muy importante, aunque personalmente sigo diciendo que a mí este tipo de libros me dan pereza a la par que urticaria, sobretodo cuando se ve venir la moraleja con luces de neón y todo.

La verdad es que siempre he leído de todo, desde que pasé la barrera de Barco de Vapor en cuanto a edad se refiere, pero con este tipo de lecturas no he podido nunca; ahora tampoco, y ya sabéis que sigo leyendo infantil y juvenil de vez en cuando. Pero lo dicho.

La peli es malísima (y eso que es del gran Coppola), pero es mítica por los actores que la protagonizan, pues forman parte de “lo mejorcito” de la época, allá en 1983: Emilio Estévez, Patrick Swayze, Tom Cruise, C. Thomas Howell, Matt Dillon, Ralph Macchio, Rob Lowe.

Escrita hace 5 años · 5 puntos con 1 voto · @Shorby le ha puesto un 6 ·

Comentarios

@Tharl hace 5 años

Ay, "Rebeldes". Nostálgia. No recuerdo nada del libro: fue una lectura de instituto. Sí que me gustó y que no me lo devolvió el amigo prepuber a quien se lo presté. Ahora lo mezclo con West Side Story, así que lo recuerdo con encanto. Me niego a releerlo.

El gran Coppola también rodó Jack... Y Twix

@Shorby hace 5 años

Me encaaaaanta Jack! (prácticamente todo lo que haya rodado Robin Williams) Y Twixt tampoco me disgustó... salvo por Kilmer, que no me gusta nada.