NO HACE JUSTICIA A LOS HÉROES Y VILLANOS por Minaith

Portada de LOS ÁNGELES CAÍDOS

El libro está dividido en dos historias paralelas, una centrada en Luther y la otra en el Primarca; se desarrollan en capítulos alternos. La de Luther, en Caliban, narra los primeros pasos hacia la catástrofe y en general está bien; es algo apenas explotado y el resto se ve venir y sólo añadiría retórica a los relatos que hemos visto en Codex y manuales toda la vida. La del Primarca es una típica historieta de acción que, a grandes rasgos, a nadie le interesa.

El mayor problema del libro son los personajes. A lo mejor la saga está saliendo con la idea de desmitificar a esos viejos conocidos, no lo sé: he leído suelto este libro. El caso es que Luther, Jonson y el mismísimo Cypher salen en primer plano y dan bastante pena. Cypher es un secretario chupatintas apocado y todo su halo de misterio se reduce a cuatro frases sobre una sonrisa enigmática y una expresión inescrutable. Luther es un viejo veterano más bien anodino, lejísimos del carisma que se le atribuye. Jonson parece lelo por momentos, y no se le ve en acción más que una vez, en un combate vulgar solucionado en dos líneas. Para mí que soy Ángel Oscuro ha sido un libro decepcionante.

Hay unos personajes que sí salen muy bien parados: los Vigilantes en la Oscuridad.

Escrita hace 11 años · 0 votos · @Minaith le ha puesto un 6 ·

Comentarios