EL FANTASMA DE CANTERVILLE por Shorby

Portada de EL FANTASMA DE CANTERVILLE

Siempre me ha encantado la literatura inglesa clásica, así que cómo no iba a encandilarme Oscar Wilde.

En esta ocasión, en una de esas colecciones majas que sacan los de El País de vez en cuando, venía un libro que leí de pequeña, después de flipar con la peli (tendría 12 años cuando la vi). Recuerdo perfectamente algunas escenas, una versión coloreada, del 44, la echaron una tarde en Telemadrid.

Wilde nos dejó un clásico de terror, con toques humorísticos súper acertados y un personaje simplemente genial: Sir Simon Canterville, el fantasma.
Estamos en la campiña inglesa, en el castillo de los Canterville, donde se acaba de trasladar una familia de estadounidenses. Antes de hacer la compra, se les advierte de la presencia del espectro, pues lleva la friolera de 300 años vagando por la propiedad asustando a todo el mundo, impidiendo que puedan llevar una vida normal.
A la familia le parece divertido el hecho de que tengan “paquete” con la compra de la mansión, así que igualmente deciden comprarla encantados.

Cuando el fantasma comienza sus apariciones, no obtiene el resultado que pensaba y esperaba… y es que es una familia tan moderna que no se inmuta en absoluto ante la presencia del muerto.
Sir Simon se siente frustrado, está harto de hacer auténticas cabronadas a todos los que han osado pasar la noche en su mansión, así que no entiende por qué estos no se inmutan ante sus ocurrencias.

Tenemos escenas bastante divertidas, con el fantasma como protagonista, por el cual casi sentimos hasta lástima.
Me encanta.

Mi edición venía con otros relatos del autor, cuentos también conocidos por todo el mundo (al menos deberían):
-El crimen de Lord Arthur Saville
-El retrato de Mr. W. H.
-El ruiseñor y la rosa
-El príncipe feliz

Una lectura muy recomendable, un clásico.

... Clásico que tiene su adaptación, cómo no.
-1944, dirigida por Jules Dassin y protagonizada por Charles Laughton. (me encanta)
-1987, dirigida por Paul Bogart y protagonizada por John Gielgud.
-1996, dirigida por Sydney Macartney y protagonizada por Patrick Stewart. (mala con ganas)
-2001, de animación.
-2006, dirigida por Isabel Kleefeld y protagonizada por Martin Kurz.

Escrita hace 7 años · 4 puntos con 2 votos · @Shorby le ha puesto un 8 ·

Comentarios

@Kodama hace 7 años

Wilde ocupa un lugar de privilegio entre mis autores favoritos, incluso diría que el mejor relatista/cuentista que he leído (reconozco tener una relación amor/odio con el relato en general). A pesar de ello El Fantasma de Canterville no me parece ni de lejos su mejor cuento. En mi opinión El amigo fiel, El ruiseñor y la rosa y, sobre todo, El Príncipe Feliz están muy por encima del citado. Quizá un fantasma del que no se tiene miedo causó sensación en su momento pero a mí como que me dejó bastante indiferente.
Recuerdo haber visto hace ya unos cuantos años (descartada por tanto la versión de 2006) una adaptación del Fantasma de Canterville, pero no recuerdo cual de todas las que me mencionas :)
Sobre la últimas adaptaciones cinematográficas wildeanas (al menos las más conocidas), recomiendo, en contra de gran parte de la crítica, la adaptación de La importancia de llamarse Ernesto protagonizada por Colin, Rupert y Judi. Por el contrario, intenten evitar el Dorian Gray interpretado por Ben Barnes, no sólo por Ben, por toda la película en general más bien (y eso que Colin, uno de mis actores favoritos, hace de Lord Henry)
Saludos ;)