LO QUE ENCONTRÉ BAJO EL SOFÁ por Shorby

Portada de LO QUE ENCONTRÉ BAJO EL SOFÁ

Es curioso, tengo el primer libro del autor en la estantería desde hace ni se sabe, casi echándome raíces, y he ido a leer el segundo antes. Y me ha encantado.

La verdad es que siempre he sido muy de “flechazos literarios”, lo he comentado por aquí en varias ocasiones; me guío mucho por los títulos o las portadas, aparte que procuro no leerme las sinopsis, ya que de vez en cuando hay alguna que te destripa medio libro.
Este fue uno de esos flechazos, ¡y lo mejor es que la sinopsis no cuenta nada!

Eloy Moreno nos trae un conjunto de historias muy bien presentado, un conjunto de vidas de diferentes personas, de su día a día, sus miedos o ilusiones, sus sueños y fantasías. Pero también nos trae la ciudad de Toledo (lugar que sin duda quiero visitar a fondo gracias a haber leído esta novela).
Así, pasearemos por sus calles, nos darán a conocer mil y una leyendas… y no querremos dejar de leer.

Con esta novela me ha ocurrido que no quería que terminase, estaba tan enganchada que pasaban las horas sin darme cuenta. Parece un topicazo, lo sé, pero fue tal cual y por ello no puedo dejar de recomendarla.

Tenemos a Alicia, que debe mudarse a dicha ciudad con su hija pequeña para cubrir una baja en un colegio, dejando a su marido en Madrid.
Por otro lado, Marta es una chica modélica, la típica cría que llama la atención en el instituto porque es un bellezón y saca buenas notas… pero sufre acoso escolar.
Además, conocemos a Marcos, un atractivo policía que guarda secretos.
Y es que la novela que traigo hoy está repleta de ellos.
Aunque aparecen muchas más personas, con muchas más historias, estos tres son los hilos “principales”, sin embargo hay otro que me ha gustado infinitamente más y del que no voy a hablar. Para conocerlo hay que leer el libro.

Una novela maravillosa, realista a su vez, con su crítica social, contada de forma exquisita, sin estar escrita con florituras ni lenguaje complicado, sino todo lo contrario, lo que hace de ella una lectura amena y fluida (no digo más que a mí me duró dos días).
Conocemos esta ciudad bellísima de la mano de Eloy Moreno, de la que nos da pena soltarnos al final, pues no queremos dejar de pasear por misteriosos rincones, buscando fantasías en muros de piedra.

Así que, aparte de que estoy deseando volver a leer a este hombre, poco más que añadir; un libro lleno de frases que subrayar, a la par que sencillo, que pasa desde ya mismo a ser una de las lecturas que más me han gustado de lo que llevo de año.
Si queréis saber qué hay bajo el sofá, ni lo penséis y a por él.

Escrita hace 8 años · 4.3 puntos con 3 votos · @Shorby le ha puesto un 8 ·

Comentarios