En sopadelibros.com utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu navegación.
Si continúas navegado por la web, consideramos que aceptas su uso.
Para cambiar la configuración del navegador y/o obtener más información del uso de cookies en sopadelibros haz click aquí.
loading Enviando datos...

LUCES DE BOHEMIA

Autor: RAMÓN MARÍA DEL VALLE-INCLÁN
ISBN: 9788467021448
Género: Teatro
Editorial:ESPASA-CALPE
Edición: 2006
Número de páginas: 211

LUCES DE LA ESPAÑA DE PRINCIPIOS DEL SIGLO XX
4 con 5 votos

Esta reseña contiene spoiler
Leer

Escrito por Tole hace mas de un año, Su votacion: 7

Tharl hace mas de un año

Interesante reseña Tole. Tengo muchas ganas de leer este libro o cualquier otra obra de Valle-Inclan.

Desde mi punto de vista, los problemas de España, como todos, como cualquier fenómeno, reproducen problemas pasados pero transformados por el paso del tiempo. Eso es inevitable. Pero cualquier equivalencia entre el presente y el pasado me parece en cierto modo reduccionista, solo se puede hacer cuando no se conoce en profundidad, es decir, en la mayoría de los casos; hasta el punto de pensar que hombres de siglos atrás pensaban y sentían como los actuales y juzgarles con nuestros valores (la novela histórica hace un flaco favor a esto) lo mismo que se hace con otras culturas. Esto es aplicable a la Historia y a cualquier fenómeno psicológico o social. Leer estos libros nos ayuda a comprender el pasado, pero también a dar sentido al presente. Pero estoy seguro de que Luces de Bohemia tiene mucho más que aportar además del retrato social.

Un abrazo

Tole hace mas de un año

Totalmente con tu opinión Tharl, cuando yo hablaba de los problemas de España como que siempre han sido los mismos, he sido muy generalizador por supuesto, este año. he tenido que estudiar toda la Historia de España, estudiándola he llegado a la conclusión de que los problemas en el fondo, no en su forma, son esencialmente los mismos, te podría poner muchos ejemplos pero te voy a poner uno claro ejemplo. Felipe II, España podríamos decir que hasta entonces había sido la máxima potencia mundial, pero una serie de líderes (por aquel entonces reyes) con poca cualificación hicieron que España perdiera su hegemonía, hasta que la perdiera por completo cuando Napoleón invadiera España, de forma ridícula, cuando Carlos IV estaba al gobierno, España aunque fue una potencia por aquel entonces, según un profesor mío de literatura, y que coincido con él, estaba podrida por dentro, la sociedad española (y esto es algo cuestionable) ha estado siempre por debajo de la Europea, como actualmente (aunque ni yo mismo estoy seguro de esta valoración) luego como hace pocos años España tuvo un auge económico, al igual que por aquel entonces con el descubrimiento de América, y al igual que por entonces no hemos sabido mantenerlo. El mismo problema que en la época de Valle está ocurriendo con el bipartidismo, aunque las formas para llegar a él sean diferentes, pero el objetivo es el mismo. Y por supuesto el ejemplo más claro, que este es innegable es el reparto de la tierras especialmente en Andalucía, un problema que tristemente todavía hoy persiste. De todos modos, estoy como dije al principio totalmente de acuerdo, los problemas de cualquier otra época o cultura, hemos de ponernos en la piel de aquellos que lo vivieron para comprender mejor y como consecuencia no hacer juicios desde nuestro punto de vista, desde nuestros valores jajaja es gracioso todo esto porque hoy he estado estudiando a Ortega, bueno y el planteaba eso que me has comentado al fin y al cabo.

Otro abrazo para ti

Kodama hace mas de un año

Muy buena reseña de una de mis lecturas favoritas. Sobre Max Estrella siempre lo he dicho, para mí, uno de los mejores personajes que ha dado la literatura. Un personaje ¿esperpéntico?, ¿absurdo?, o más bien ¿diferente a lo establecido? debido al lugar y a la época, llamemosla a ésta sí, esperpéntica, que le tocó vivir.
Interesante también el tema histórico que comentas. El Imperio Español de los Austria, el imperio donde nunca se ponía el Sol... ¿pero a cambio de qué? Pobreza, miseria, analfabetismo, deuda y bancarrota del país, autoritarismo político (absolutismo), intransigencia religiosa...
Y no olvidemos que el actual presente siempre es fruto del pasado.
Saludos ;)

Debes estar logueado para escribir un comentario