SIGUE MI DESENCUENTRO CON LOS CLÁSICOS por arspr

Portada de HAMLET

Mira que lo intento pero no puedo, me superan.

En este caso no es que me haya resultado penosa su lectura, ni que me haya aburrido, ni que no aprecie ciertas reflexiones sobre la venganza y la ambición, los potenciales remordimientos y las dudas sobre nosotros mismos, (Hamlet al no acabar con su tío a sangre fría cuando pudo, ¿era porque moralmente estaba siendo generoso y sobre todo superior, más civilizado? ¿o simplemente cobarde?), el trenzado de la obra, el cierto desarrollo de los personajes (tampoco mucho, no os penséis), etc.

Pero en su conjunto me ha dejado más bien frío. Reconozco, como siempre, (me repito más que el ajo), mi desconocimiento literario absoluto y por tanto se me escapará completamente su grandeza histórica ("ser el primer libro/autor que...", "romper con la estructura narrativa de la época"). Asimismo tampoco puedo juzgar sus más que probables alabanzas lingüísticas. No he dejado de leer una traducción, (me parecía muy fuerte intentar el original en inglés), y en mi enorme desconocimiento, el "medieval" estilo que lógicamente tiene supone una insuperable barrera que me impide valorar si está bien o mal escrito. O perdón, y mucho mejor expresado, porque seguro que bien escrito está, (y bien traducido también), si me place o desagrada realmente su lectura.

Pero con todo y con ello, e intentando relativizar a su contexto histórico (repitiéndome una y otra vez que es un libro del inicio del S. XVII), no puedo evitar pensar una y otra vez que muchos de los temas tratados me parecen una soberana imbecilidad. La honra, el honor y la gallardía, (dos reyes se van a la guerra por un terruño de mi#r&a y venga el autor a hablar de honor y no honor y la valentía de uno u otro y de sus descendientes; pero a los pobres peones de leva que murieran por ellos que les den), si es pecado o no follarte a tu cuñado, etc. etc., lastran irremediablemente mi atención.

E igualmente tampoco ayuda el formato de obra de teatro que lógicamente pierde gran parte de fuerza al ser leído en vez de visto representado sobre las tablas de una buena compañía. Ciertas frases, esquemas, diálogos son realmente simplones sobre el papel, (las esquemáticas muertes por ejemplo; o los absurdos enloquecimientos de la obra, el de Ofelia es directamente de juzgado de guardia), y solo adquieren su contundencia como "símbolos" de situaciones reales cuando hay un conjunto de actores dando el callo.

Total que al final, he leído el libro sin más dificultades, pues es corto, rapidito y ameno, pero no ha dejado gran poso en mí (probablemente por lo bruto que soy). Y lo de siempre, quitando su posiblemente indudable valor como obra cumbre o referente de la historia de la literatura, siempre me queda la gran duda, (o más bien convicción), sobre si muchos de los literatos realmente seguirían opinando que es tan grandioso si lo leyesen con una portada en blanco sin saber ni título, ni autor, (ni contexto histórico y literario de ambos).

Escrita hace 8 años · 3.3 puntos con 7 votos · @arspr le ha puesto un 5 ·

Comentarios

@FAUSTO hace 8 años

Como dijo Hamlet: "Hay más cosas en el cielo y la tierra de las que tu filosofía piensa"

@lucero hace 8 años

Bien arspr!!!! hay que decir que Hamlet te pareciò un bodrio!!! Justificas tu opiniòn y no creo que seas bruto.
Creo que lo revolucionario de Hamlet es el hombre-Hamlet, a caballo del Renacimiento y metièndose en el barroco, con dudas y dolores, confuso y oscuro, decidido y angustiado tambièn. Hombre moderno, que se pregunta y se responde, que busca un sentido. En cualquier caso no es mi intenciòn que lo veas asì, adorè Hamlet y me resultò tan fuerte como personaje que reparè poco en lo literario, y desde ya tengo poca lectura de teatro. En algùn momento le darè otra leìda.
Saludos disidente jaja