LA ANTIGUA ROMA, EN UN LIBRO EMINENTEMENTE FOTOGRÁFICO por EKELEDUDU

Portada de ROMA

Este libro incluye algún texto aclaratorio, pero a quienes tengamos algún interés por la antigua Roma y su civilización, el mismo probablemente nos aportará muy pocas novedades, si es que aporta alguna. El festín es, en este caso, principalmente visual, ¡y qué festín!... Impecables fotografías, cada uno de ellos con su correspondiente epígrafe aclaratorio, nos ilustran los principales aspectos de aquella soberbia cultura con sabor a leyenda. Digo los principales pero, francamente, no es hacer justicia al contenido de este libro. Porque por esa expresión se tenderá a pensar, sin duda, en las consabidas fotografías del Coliseo, algún acueducto, unas cuantas estatuas con las que ya estamos más que familiarizados, por no decir que estamos hartos de verlas hasta el cansancio. Pues bien, algo de eso hay aquí, pero no mucho. En realidad, el libro de Ada Gabucci nos permite apreciar a la civilización romana incluso en sus aspectos más cotidianos.

Por ejemplo: juguetes. Al pensar en Roma, las imágenes que se nos vienen a la mente son orgías imperiales, combates de gladiadores, legiones avanzando triunfalmente sobre un territorio recién conquistado o en vías de conquista. Pues bien, aunque nos cueste creerlo, emperadores, gladiadores y legionarios alguna vez fueron niños y algunos de ellos tal vez se entretuvieran con algunos de los juguetes expuestos aquí. No con la muñeca, claro. Esa habrá pertenecido a alguna patricia. ¿Peinados, maquillaje, jardinería, instrucción, música, danza?... Las fotografías de este libro nos ilustrarán sobre todos estos aspectos de la antigua Roma. Acompañaremos a los romanos a sus bodas y veremos el ascenso de sus carreras, conoceremos detalles sobre su ejército, los despediremos por última vez, a la hora de la muerte.

La obra cuenta además con algunos apéndices, uno de los cuales, me temo, no puede ser de mi interés porque tengo, financieramente hablando, las mismas posibilidades de visitar Roma que de ir a la luna. Pero si no es su caso; si usted no sólo está en condiciones económicas de visitar la Ciudad Eterna sino que, además, piensa hacerlo, sepa que el apéndice en cuestión es una informe muy sucinto sobre algunos museos de Roma donde pueden admirarse algunas maravillas de su glorioso y remoto pasado.

Este volumen pertenece a una colección llamada GRANDES CIVILIZACIONES. Para quien le interese: hay cuando menos dos volúmenes más dando vueltas por ahí, uno de ellos dedicado a Egipto y otro a China, ambos en el mismo estilo que éste.

Escrita hace 10 años · 0 votos · @EKELEDUDU le ha puesto un 10 ·

Comentarios