MONTEVIDEO por sedacala

Portada de LA TREGUA

Hace poco que lo leí. Me gustó, yo mismo quedé sorprendido por ello. Estadísticamente, no he quedado contento con la mayoría de mis lecturas de autores sudamericanos. No obstante, hay excepciones, Vargas Llosa, Neruda, Amado y algún otro que no recuerdo. Lastima. Prefiero recordar a estos y no a los que se me cruzaron de través. Los gratos momentos literarios dejan poso, tanto, como los mejores recuerdos personales de la vida. Rememorarlos siempre es satisfactorio.

Desconozco como serán otros libros de Benedetti, y realmente, tampoco tengo un gran interés en saberlo. Primero, por que su lectura me dejó muy buen sabor de boca, y temo malograrlo. También, por su impronta melancólica, profunda, sentida, un poco desgarrada y por lo tanto inevitablemente dura. Esa es la otra razón, o tal vez, la otra sinrazón, para mantener LA TREGUA como mi único referente de Mario Benedetti. Por contra, no siendo lector de poesía, me gustaría echar un vistazo a la suya.

Todo esto, viene a cuento del aroma que se respira en las páginas del libro. Es una historia cotidiana, vivida por personajes vulgares, que pasean sus ajetreos sobre una existencia corriente, rodeados por miles de otros seres, que también pertenecen a ese multitudinario grupo. Casi todas las personas pertenecemos a ese grupo, aunque en nuestro fuero interno nos creamos otra cosa. Pero estos, ni siquiera ellos mismos lo creen. Tienen ese sentimiento fatal de sentirse vulgares. Ello no les libra de las emociones, del amor, del rencor, de esos otros sentimientos tan humanos, cuya posesión nos hace creer diferentes.

Tiendo a rechazar estas historias, cargadas de tristes presagios o de intensa melancolía, normalmente me hunden en la miseria. Esta de Benedetti no. Por alguna razón, me sentí comprensivo con su autor y sus personajes. Me los creí, me resultaron simpáticos y les seguí en su periplo por la ciudad, un tanto gris que es Montevideo, sintiendo como si fuese mi propia ciudad.

Cuando supe que su autor, fue fundamentalmente poeta, me los creí un poco más aún.

Escrita hace 10 años · 4.3 puntos con 4 votos · @sedacala le ha puesto un 8 ·

Comentarios