En sopadelibros.com utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu navegación.
Si continúas navegado por la web, consideramos que aceptas su uso.
Para cambiar la configuración del navegador y/o obtener más información del uso de cookies en sopadelibros haz click aquí.
loading Enviando datos...

DEL SUPREMO BIEN Y EL SUPREMO MAL


Portada de DEL SUPREMO BIEN Y EL SUPREMO MAL

Comprar DEL SUPREMO BIEN Y EL SUPREMO MAL en Amazon.es

Autor: MARCO TULIO CICERÓN
Título original: De finibus bonorum et malorum
ISBN/ASIN: 9788424910921
Género: Clásicos de la literatura
Editorial: GREDOS
Fecha de edición: 2002

Sinopsis:
"De finibus bonorum et malorum", del año 45 a.C., es un tratado en cinco libros que expone y valora las teorías de la Academia antigua y los sistemas éticos de las escuelas epicúrea y estoica. Se estructura en tres diálogos, cada uno sobre una de estas tres doctrinas. En el primero, el héroe romano L. Manlio Torcuato propugna las ideas epicúreas: el bien absoluto es el placer y la ausencia de dolor. En el segundo, M. Catón de Utica (bisnieto de Catón el Viejo y hombre de gran integridad que apoyó el gobierno senatorial y la causa republicana) defiende la doctrina estoica: el máximo bien es la virtud, determinada por la razón acorde con la naturaleza. En el tercero, el cónsul Calpurniano expone las tesis de la Academia antigua: el sumo bien es la perfección del ser en su totalidad, la virtud favorece una felicidad equilibrada. Cicerón, que no se abstiene de expresar abiertamente sus opiniones, se inclina sobre todo a favor de la Academia.
Resulta de especial interés el inicio del libro primero, en el que Cicerón subraya la importancia de su tarea de recuperar el pensamiento filosófico griego en lengua latina. También es de destacar la descripción, en el libro quinto, de Atenas (donde Cicerón residió una temporada para estudiar la filosofía griega), con todo se trasfondo histórico y literario; en el prólogo evoca sus paseos juveniles por Atenas con su hermano, su primo, con Ático y otro amigo: «por cualquier sitio que caminemos, andamos sobre la historia». La obra pone de manifiesto el empeño que Cicerón conservó toda su vida de interesar por la filosofía a los romanos, sobre todo a los jóvenes que podían llegar a ser influyentes en el estado.

Ficha creada por CarakDraug