En sopadelibros.com utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu navegación.
Si continúas navegado por la web, consideramos que aceptas su uso.
Para cambiar la configuración del navegador y/o obtener más información del uso de cookies en sopadelibros haz click aquí.
loading Enviando datos...

DURA LA LLUVIA QUE CAE

7.67
3 votos
Portada de DURA LA LLUVIA QUE CAE

Comprar DURA LA LLUVIA QUE CAE en Amazon.es

Autor: DON CARPENTER
Título original: Hard Rain Falling
ISBN/ASIN: 9788415355168
Género: Narrativa
Editorial: DUOMO
Fecha de publicación: 1966
Fecha de edición: 2012
Número de páginas: 362

Sinopsis:
Dura la lluvia que cae es una novela de crimen, castigo y la búsqueda de una redención siempre postergada en la estela de Dostoievski. Épica en su alcance, la historia cubre más de tres décadas, desde los años veinte, más rurales, hasta el San Francisco de los años sesenta. Narra las aventuras de Jack Levitt, un adolescente huérfano, que se las arregla para sobrevivir en hoteles roñosos y salas de billar, y Billy Lancing, un joven de color, fugitivo y chapero en el mundo del billar. Tras el paso de Jack por el reformatorio y el ingreso de Billy a vida de la clase media –se casa, es padre de un hijo, tiene un negocio y una amante– el pasado persigue a ambos personajes, apresados en un destino que los une. Después del reencuentro de los dos en una cárcel de California, sus contrariedades verán un final violento y revelador.

· «La obra maestra de Carpenter, hace años descatalogada, es la novela definitiva de la delincuencia juvenil y una acusación mordaz de nuestro sistema judicial que todavía es relevante hoy.» GEORGE PELACANOS, THE VILLAGE VOICE

·«Un libro de la época beat de jóvenes desafectos pero sin la euforia de On the Road pero más conmovedor y apasionante por su base fatalista. Las vidas pequeñas aquí contenidas son indelebles.» RICHARD PRICE

Ficha creada por Krust

 
Ordenar reseñas:

DURA LA VIDA QUE CAE
4.6 con 5 votos

Al igual que algunas veces uno siente que la lectura que tiene entre manos le está siendo ajena, que lee página tras página comprendiendo las frases, el argumento, la narración, pero desgraciadamente NO siente nada de ello, otras veces afortunadamente ocurre justo lo contrario. Hace unas semanas me tocó la cruz con "Meridiano de sangre", y hoy me toca la de cal con este libro.

Y además esta simbiosis, esta empatía con el libro, es una cuestión completamente personal que pone de manifiesto la absoluta subjetividad del hecho mismo de leer, de esa misterioso canal de comunicación que se establece entre autor y lector, donde más que probablemente ni lo que el lector siente/interpreta se ajuste fielmente a lo que el autor pretendía, ni el autor pueda vislumbrar que desconocidas teclas mentales pueda llegar a tocar en sus "clientes".

Y por supuesto sin que además alcanzar ese punto mágico de interacción con el libro esté directamente relacionado con la "calidad", (a ver el valiente que define exactamente el palabro), de la novela.

"Dura la lluvia que cae" es un libro cuando menos peculiar. Y lo es porque en cierta forma aun después de acabado, no sé exactamente qué tipo de libro es, qué es lo que pretendía el autor y ni siquiera si me acabo de "creer" lo que me han contado. Pero en cualquier caso me ha encantado.

Y es que leyendo la sinopsis, uno podría pensar en que se trata un libro del comúnmente llamado "realismo sucio" americano, donde te vas a encontrar con una descripción durísima de un "marginado perdedor" en los flecos y suburbios sociales yankees. Pero sinceramente creo que ni de casualidad este es el cariz principal del libro (y por extensión la intención principal del autor).

Simplemente, y más al ser la primera novela de Don Carpenter, creo que el autor tenía en su cabeza, como posiblemente tenemos todos, mil y dos pájaros y pajas mentales revoloteando sobre la vida y el más alla y, por encima de todo, el más acá. Y, de alguna forma, explotó poniéndolas sobre el papel en esta pequeña maravilla. Y Jack Levitt no es más que la excusa para expresarlas, en ningún caso el fin último del autor.

Y ojo, cuando digo pajas mentales, reflexiones, pensamientos, y en su gran mayoría, (y esto es lo mejor), simplemente preguntas sin respuesta, no me refiero a GRANDES cuestiones filosóficas sino en muchos casos pequeñas muestras (además muy particulares y personales) sobre cual es el significado y manera de ir tirando día a día como todo el mundo hace con mayor o menor fortuna.

Por eso digo que el libro es peculiar, pero desde luego recomendabilísimo. Porque en cierta forma Jack Levitt y la historia per se narrada son absolutamente increíbles, poco pulidos o incluso desastrados por momentos. Pero todos los matices que se van tocando mientras la susodicha historia avanza a trancas y barrancas simplemente me han fascinado, me han llegado al corazón uno tras otro. Y tanto es así que he estado tentado de ponerle un 9 o un 10 aunque al final he "razonado" que el vehículo de la historia no es ni de lejos tan brillante como la cadena sintonizada en su radio.

Eso sí ya me gustaría a mí hacer no ya novelas, sino simplemente párrafos tan "fallidos" como esta novela, y a la vez con tanto gancho y con tanta carga de profundidad como ella. De verdad, envidia cochina de la mala mala que me entra en estos casos.

Escrito por arspr hace mas de un año, Su votacion: 8